Por qué el tatuaje número 14 de Selena Gomez no es como los anteriores


La cantante revela su misterioso tatuaje aprovechando su regreso a los escenarios

Es de sobra conocido el afán de las celebrities por dejar reflejados en su piel símbolos, frases o dibujos que retraten diferentes aspectos de su vida. La cantante y actriz, Selena Gomez, es de las más asiduas a los estudios de tatuajes y, aunque ha estado un tiempo alejada del foco mediático, su último lanzamiento musical Lose You to Love Me la ha devuelto al punto de mira, y en su perfil de Instagram se ha notado. Si a principios de este mes la cantante, de 27 años, compartía en sus redes sociales el tatuaje que se hizo a juego con su amiga y co-autora de su última canción, Julia Michaels, ahora lo hace con la última incorporación a su lista de tatuajes, unas manos rezando de las que cuelga un rosario.


Como ya ha hecho la cantante en otras ocasiones, una publicación de varias fotos tipo Polaroid revelaba el diseño por el que ha optado para su tatuaje número 14. Aunque no ha compartido detalles sobre el por qué de este diseño, no es difícil imaginar que simboliza su conocida fe cristiana -la biografía de su Instagram reza 'Por gracia, a través de la fe'-. Quizá como recordatorio de que gracias a su fe ha podido superar los momentos más adversos y llegar entera al presente, Selena Gomez ha escogido su regreso a los escenarios después de dos años en la gala de los American Music Awards, celebrados ayer en Los Angeles, para mostrarle a sus seguidores su última adquisición. Un diseño que, por cierto, cuenta con un tamaño notablemente mayor al resto de sus tatuajes, generalmente pensados en clave minimalista -como una inicial detrás de la oreja, una flecha en la mano o un número en el cuello-.

Aunque el minivestido Versace que lució en la alfombra roja le tapaba el tatuaje, en su actuación se pudo entrever parte del diseño a través de sus medias. Pero no fue hasta momentos después de la gala que la cantante lo hizo público prometiendo, además, que subiría más fotos. Estaremos atentas, Selena.


Publicar un comentario

Artículo Anterior Artículo Siguiente